Aitor Saraiba

Aitor Saraiba portrait


El día que conocimos a Aitor Saraiba repartía dibujos en las calles de Madrid como parte de una acción artística en la Noche en Blanco (2009) junto al comisario Rafael Doctor. Por entonces no sabíamos ni siquiera que íbamos a incorporarle como parte de nuestros artistas, entre otras cosas porque ni siquiera existía Gunter Gallery.

Hoy, Saraiba (Talavera de la Reina, Toledo, 1983) ha crecido tanto como artista que sabemos que pasará a la historia como un creador único, que aúpa el valor del mensaje, de lo sencillo y lo convierte en puñalada. Tiene un imaginario tremendista y caótico, complejo en sus planteamientos, pero con un trasfondo preciosista y repleto de sentimientos.

Licenciado en Bellas Artes por la Universidad de Cuenca, de pequeño lo que le gustaba era dibujar y contar historias, y eso es lo que esconden sus trabajos pictóricos: historias profundas, en muchos casos autobiográficas. Un ejemplo son sus novelas gráficas ‘El hijo del Legionario’ y 'Pajarillo' (Ediciones de Ponent), o ‘Nada más importa’ (Editorial Lunwerg).

Ha expuesto en galerías como Mad is Mad, Twin Gallery, Mutt, Galería Fúcares y La Fresh Gallery, entre otras. Y también ha participado en proyectos artísticos para museos como el MUSAC (museo de Arte Contemporáneo de Castilla y León) o el museo Thyssen-Bornemisza, el CA2M (Centro de Arte Dos de Mayo) o La Casa Encendida en Madrid.

Su obra está plagada de referencias iconográficas propias que van desde el heavy metal a Nicanor Parra, no en vano hasta Axl Rose de los Guns N’ Roses o el escritor Antonio Muñoz Molina tienen piezas suyas en casa. Desarrolla también su trabajo artístico en torno a la cerámica, la performance y la fotografía.

www.aitorsaraiba.com | @aitorsaraiba 


Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-Ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información